lunes, 11 de noviembre de 2019
   
 
27/10/2016
     
¿Cuál estrategia?

Un diputado PRO descartó hoy el juicio politico a Gils Carbo. Federico Pinedo dice lo contrario. Las dudas en el oficialismo tras el fracaso de la nueva ley del Ministerio Público. El efecto Carrio en la votación de ayer del Frente Renovador contra proyecto del Ejecutivo.

   Alvaro González (PRO) titular de la Comisión de Juicio Político, dijo esta mañana "No hay voluntad política por parte de la Cámara de Diputados en avanzar con el Juicio Político en contra de la Procuradora Gils Carbó".

  Federico Pinedo, presidente provisional del Senado y también (PRO) señaló lo contrario: "Creo que hay que hacerle Juicio Político a la Procuradora". Pablo Tonelli, otro oficialista en la Cámara Baja indicó en tanto que "se le harán las modificaciones necesarias" al proyecto ya rechazado por Elisa Carrió.

   El origen de esta falta de estrategia es el portazo de la jefa de la Coalición Civica, que ayer por las redes sociales se encargó de expresar que el Gobierno estaba "debidamente informado de mi rechazo a la norma" pero que pese a ello "eligieron acordar con Massa".

   El motivo inicial de  la disputa, cómo casi siempre, es la tensa relación entre lo ideal y lo posible. El Juicio Político era el mejor escenario para el cuestionamiento legal y político de la Procuradora y además liberaba el cargo de inmediato. Su concreción, sin embargo, parece de cumplimiento imposible. Para votar la instancia del Juicio hace falta que la decisión sea acompañada por dos tercios de los votos de Diputados y Senadores. Esto es 172 manos alzadas en la Cámara Baja sobre 257 y 48 sobre 72 en la Alta. Hoy el oficialismo no tiene ninguna posibilidad matemática de llegar a ese número. 

  Tal dato de la realidad - lo posible - hizo que Cambiemos buscara el atajo. Una ley negociada con Massa que a cambio colocaba a Graciela Camaño en un rol preponderante cómo titular de la Bicameral de la Procuración. En el camino se cruzó Carrió denunciando que es una ley con nombre y apellido para desplazar a  Gils Carbó y junto a ella Fiscales, Jueces y ONG. El posibilismo oficialista no hizo bien los deberes. No solo ignoró las advertencias de Carrió sino que tampoco escuchó las voces disonantes de Ricardo Recondo, Ricardo Sáenz, Manuel Garrido, Mónica Cuñarro y otros. 

   Hoy todos los caminos son espinosos para el Gobierno. Alvaro González sabe que Cambienos no tiene los dos tercios y por eso dice que "no hay voluntad política para el Juicio" Peor  aún -manifiestan- sería someter la cuestión al Plenario según pretende Carrió y perder la votación en el recinto. El planteo de Tonelli de buscar mas modificaciones tampoco resulta demasiado viable a partir del público malestar del Frente Renovador "Primero resuelvan sus temas internos. Asi no debatimos nada"

  La crisis del martes no fue inmune a la derrota de ayer del oficialismo en el Proyecto que pretendía habilitar una mayor participación privada del sector privado en Obras Públicas.  Todo el FR voto en contra - mas un grupo del Bloque PJ - y la decisión no tuvo solo que ver con diferencias técnicas. El malestar por el fracaso del día anterior  -  con la Coalición Civica apuntando otra vez a Massa - fue clave para el segundo tropiezo del Gobierno en 24 hs.