lunes, 18 de noviembre de 2019
   
 
08/08/2016
     
Mala Data

El oficialismo parlamentario confirmó hoy que la oposición votará esta semana o la próxima a mas tardar un proyecto derogando el aumento tarifario. Cambiemos no tiene número para revertir esa decisión. La visita de Massa a Gobierno no alcanzó para una solución a este punto.

 
   En estos ocho meses el diálogo de los representantes del Gobierno en Diputados con Sergio Massa y Diego Bossio fue desacostrumbrado para lo que se conocía y en función del dato hay pocas sorpresas entre oficialista y opositores. El que avisa no traiciona.  En concordancia, las autoridades de Cambiemos fueron informados que esta semana o la próxima se avanza con la norma que colocará  un cepo legislativo al aumento de tarifas. En el proyecto coincidirán el FPV, el FR, el bloque PJ y algunos otros colectivos mas chicos. El único problema que hay para confirmar esto cómo información principal de la semana es que un grupo de legisladores importantes pretende que el rédito no sea hegemonizado por el sector de Recalde y por eso podría haber alguna demora. Por lo demás,  hay  acuerdo global y  así fue transmitido al oficialismo.

    El dato llega en un muy mal momento donde ya el cuadro general era muy complejo:

                                                                                                                                                             a) La Corte Suprema informó el fin de semana que antes de cualquier resolución corresponde solicitar dictamen a la Procuradura General Alejandra Gils Carbó

                                                                                                                                                               b) De manera explícita el Ejecutivo necesita resolver el tema lo mas pronto posible pero hasta aquí no hay ninguna señal en este sentido por parte del máximo tribunal.

                                                                                                                                                                c) Los aliados de Cambiemos ( UCR y Coalición Civica) reclaman una solución politica de la cuestión.

                                                                                                                                                                 d) Quejas de las empresas de servicios porque hoy ni siquieran pueden facturar, menos cobrar y se incrementan los problemas de caja.

                                                                                                                                                                  e) Reclamos de los ex Secretarios de Energía - expertos en el tema- porque no fueron consultados y señalan demasiados errores en la instrumentación de la suba de precios.


      Una ley que derogue los aumentos, aunque previsible, es un nuevo mal dato. La semana pasada hubo un encuentro de Marcos Peña con Sergio Massa en Gobierno - participó brevemente el propio Presidente- pero lo dialogado no alcanzó para frenar esta norma que se votará esta semana o la próxima. Para el Frente Renovador está claro que no resultará sencillo seguir acompañando y asi lo hizo saber. Porqué debería estar al lado de un oficialismo con errores legales serios y  sin  política de comunicación al momento de instrumentar el aumento de tarifas?

     Si el propio Gobierno descuenta que en Diputados se votará contra el aumento, corresponde mirara la Camara Alta.  Es posible que Pichetto logre moficar esa instancia? Es cierto que muchos senadores del FPV saben  que el momento de la relación del Ejecutivo Nacional con las provincias es muy bueno, pero igualmente parece muy difícil que se decidan a frenar o modificar lo que viene de Diputados.