lunes, 18 de noviembre de 2019
   
 
04/08/2016
     
Cual es?

Criticas económicas al Gobierno por izquierda y por derecha. Suma de errores o la confirmación de haber elegido un camino correcto?

   La coyuntura resulta particularmente complicada.  En pleno segundo semestre ningún indicador ayuda:  1) Nueva caída de la producción automotriz y y una situación en Brasil que no mejora.

                                                                                                                                                                                                    b) Notoria baja en el consumo de carne y leche en la Zona Centro del país (Córdoba, Santa Fe y Entre Rios).

                                                                                                                                                                                                     c) Crecimiento del déficit  fiscal.

                                                                                                                                                                                                     d) Baja en la fabricación y venta de motos

                                                                                                                                                                                                      e)Merma en la producción de lácteos

    En este marco los reclamos y quejas de la CGT resultan hartos previsibles. Antonio Calo (UOM) dijo hoy que en su sector hay 5000 despedidos y 20.000 suspendidos y que es imprescindible una reactivación que permita paliar esta situación. Juan Carlos Schmidt, principal candidato a integrar el triunvirato que reemplazará a Moyano en unos dias, indicó por su parte que es "muy probable una próxima medida de fuerza de la central obrera". Sumenos a estos reclamos lo que pasa en la calle con las demandas de los movimientos sociales y la marcha hacia San Cayetano del domingo venidero que apunta a ser muy importante.

    Hasta aqui, complejo pero previsible el escenario económico y gremial. El Gobierno diciendo que son medidas duras pero imprescindibles y los gremios reconociendo  la situación pero pidiendo mayor gradualidad.

    El problema nuevo -que enoja particularmente al Presidente- es otro. Ante el impacto de la crisis por el aumento de precios, despidos y retroceso en cuenta gotas de la inflación, el Gobierno decidió tomar tres medidas claves para paliar el impacto del ajuste: 

                                                                                                   a) Resolver el histórico litigio con miles de jubilados en juicio contra el Estado

                                                                                                    b) Saldar una prolongada deuda con las Obras Sociales (parte herencia del Gobierno de CFK y parte del actual) con un pago cash de 2700 millones y bonos hasta completar casi 30.000.

                                                                                                      c) Comenzar a devolver a las provincias parte de la prolongada deuda de Nación en concepto de coparticipación.

      Las tres medidas tienen una  explicación política muy entendible  pero también un alto costo fiscal y el detalle provocó la airada reacción de los sectores mas liberales o pro mercado. Incluso de  algunos pertenecientes o cercanos al propio Gobierno. La definición mas importante se expresó esta mañana con una frase:  "En términos de alianza Macri ya eligió por el Club del Gasto Público" El malestar de los enojados refiere a que esta decisión multiplica el  gasto público, posterga el equilibrio fiscal, aleja la posibilidad de una lucha  rápida contra la inflación y dilata cualquier proyecto de inversión. En el campo teórico lo señalado parece tener lógica. El problema es cuando se los consulta sobre cómo hacer para bajar rápido el gasto  y dicen que todo se soluciona "con 2.000.000 de despidos en el sector público..."

    Estas ambivalencias -criticas por derecha y por izquierda- son las que valoriza Luciano Laspina. El Presidente de la Comisión de Presupuesto y Hacienda dice que el dato ratifica que "estamos en el buen camino" Explica que la salida del cepo y el pago a los holdouts fueron medidas imprescindibles bien gestionadas en su resolución y que ahora ya ingresaron en el lento camino de la progresiva baja de la inflación.

   Ojalá resulte. En el medio siempre aparecen imprevistos cómo la decisión judicial de ayer de frenar los aumentos  de luz en todo el país que complican un poco mas la situación de las empresas y el Estado por falta de recaudación.  El desafío no es menor.  Si resulta,  el Gobierno habrá demostrardo  tacto para sincerar la Economía y a la vez no dejar de auxiliar a los sectores mas vulnerables. Si los logros no son los esperados habrá enojados en dos sentidos. Algunos por  un ajuste demasiado severo y otros por falta de firmeza fiscal.

 

: