martes, 19 de noviembre de 2019
   
 
09/06/2016
     
Confusión

Sobre tarifas tres posiciones diferentes: El Ejecutivo dice que hay que pagar, la Justicia ordena que no y el Legislativo explica que algunas facturas se abonan y otras no. Falta de soluciones políticas. El costo de las denuncias contra Aranguren.

 Demasiado desorden en torno al ajuste de tarifas y un dato generalizado: disconformidad en ciudadanos comunes, comerciantes, clubes de barrio, centros culturales y en las PROPIAS EMPRESAS prestatarias del servicio. Ayer el Jefe de Gabinete dijo que "había que pagar". Posición lógica en un representante del Ejecutivo pero decisión difícil de llevar a cabo ante tantos recursos de amparo presentados y disímiles situaciones legales.  Quién debe pagar? Que factura? .

   La pregunta no es al azar. La distribuidora de Gas de la Provincia de Buenos Aires y la Patagonia ya informó que NO SE DEBE ABONAR la última factura recibida puesto que las mismas están siendo reconfiguradas luego de la negociación política del Gobierno con los Gobernadores por la cual el costo se redujo un 600 y 1000% en las tarifas domiciliarias y comerciales.

   En La Plata el juez Luis Arias ordenó "No pagar" pero su decisión involucra a empresas provinciales y cooperativas o mutuales que funcionan dentro de esa jurisdicción, no a otras de carácter nacional. Por eso hizo una aclaración está mañana la massista Lilian Schwind "Mi consejo es que los habitantes del conurbano paguen sus facturas de Edenor y Edesur porque estas empresas no están comprendidas en el amparo de Arias. Que en todo caso no abonen el aumento del gas, pero si el de la luz.

   El laberinto no termina. También hay amparos en La Matanza, Lanús e iban por lo mismo en Almirante Brown y Merlo. Tampoco la palabra de Marcos Peña "paguen" fue la última. Anoche a última hora se anunció que Rogelio Frigerio recibió a Fernando Espinoza cómo presidente del PJ y a los intendentes de La Matanza y Moreno para buscar una solución.

     Las empresas prestadoras de servicios - escencialmente luz y gas- tampoco están conformes con la situación. Reconocen que el ajuste era imperioso pero hubiesen preferido un camino mas escalonado. Tampoco comulgan con la decisión de avanzar sin audiencias públicas. El detalle será siempre clave a la hora de cualquier reclamo ante la justicia.  Por último resulta muy incómodo el recibir múltiples reclamos de sectores sensibles cómo hospitales, escuelas o clubes de barrio cuando no son las empresas las encargadas de fijar porcentajes de aumento  o determinar quienes acceden a la tarifa social.

  Ayer empezó muy en silencio el diálogo del Ministro del Interior con representantes polítcos del conurbano. No se conocen los resultados, pero pareciera un camino mas puntual que esperar solo la resolución de la just icia.

   En el medio de este escenario complicado, la situación patrimonial de Juan José Aranguren. Declara tener acciones de Shell, empresa en la cual trabajó 37 años y que no esta dispuesto a desprenderse de las mismas de niguna manera. E n todo caso, dice "si aparece algún punto donde haya conflicto de intereses entre mi rol de Ministro y la empresa, decidirán  mis subordinados". Todavía nadie dijo que la explicación no es correcta o no alcanza. Si está claro que se hubiera preferido mayor contundencia a la hora de separar el interés público del privado.