lunes, 18 de noviembre de 2019
   
 
30/03/2016
     
Todo costo

El domingo fue por TV. Ayer en Tribunales contra Angelici por sus operaciones judiciales. Hoy criticando los tarifazos. Tercer dia de cuestionamientos de Carrio al Presidente y un Gobierno que por ahora no habla. Cualquier decisión implica riesgos.

   Podría decirse que la peor respuesta es el silencio.  Pero la decisión no es voluntaria.  Solo se trata de ganar tiempo buscando la salida mas adecuada. Lo mas preocupante es que cualquier camino que se elija tendrá costos mediáticos y políticos  altos.

    El laberinto del Gobierno no es menor. Que se hace cuando una aliada cómo ella denuncia a Angelici cómo el operador judicial del Presidente y luego critica "tarifazos brutales a los que me opuse y no pude frenar"?  Callarse indefinidamente no parece la mejor opción. Menos cuando el escenario de la diputada ya superó el marco de un set de televisión para adquirir el carácter de una denuncia formal ante el Juez Casanello.  Separar a Angelici transitoria o definitivamente de la línea de fuego?  No parece demasiado imaginable. Macri y él tienen una relación muy cercana desde hace 20 años donde nunca hubo sombras. Romper con Carrió? Cómo se hace?  Las rupturas en las coaliciones políticas son muy comunes en el mundo entero (esta pasando hoy en Brasil, por ejemplo) pero siempre hay una de las partes que decide el abandono. Hasta aqui Carrió ni mencionó esa posibilidad. Sabe que tiene mucho mas peso adentro que afuera. Si ella no se va, cómo es el rompimiento?

    La alternativa divorcista preocupa mas desde lo mediático que desde lo político. El bloque de Carrio se conforma con  un puñado de legisladores y su virtual aislamiento no debería representar  un riesgo demasiado grande para las mayorías parlamentarias que debe conformar Cambiemos para cada Sesión Legislativa. Socialmente es otra cosa. Carrió no representa un modelo de liderazgo para casi nadie, pero  tiene elevados niveles de aceptación cuando se busca referentes en materia de transparencia y lucha contra la corrupción. Este es uno de los problemas del macrismo en la coyuntura. Optar por Angelici y separarse de Carrió responde a lo votado por los electores en la victoria frente a Scioli?

   A la inversa. Que sucede en términos políticos dentro del Gobierno si el que se aleja es Angelici?  Debe convalidar el Presidente que una socia política importante pero minoritaria cómo Carrió lo denuncie  ante la  Justicia y  además le pida a Nicolás Caputo que venda sus empresas?

   El Ejecutivo  no está nada cómodo la situación  y la mejor explicación a mano es rescatar el debate público de la cuestión. Es cierto.  Se está debatiendo  el límite entre lo público y lo privado cómo nunca antes.  Para la gestión de Gobierno, en cambio, el punto no tiene nada de positivo. Los temas urgentes son la inflación, el acuerdo con los holdouts y un desempleo incipiente. Todo lo otro distrae, mas si es producto de fuego amigo.

  Públicamente ya es mucho todo lo dicho por la diputada. Pero habría mas. En las cercanías del Gobierno, preguntados sobre tanto volumen declarativo, expresan que Carrió militó  arduamente por un fallo condenatorio contra el Presidente de la Corte por enriquecimiento ilícito y el resultado absolutorio para Lorenzetti  multiplicó sus diferencias. También sería cierto que su voluntad expresa por avanzar con pedidos de "carcel ya" para miembros del anterior gobierno,   no sería acompañada con idéntica vehemencia  por el Poder Ejecutivo.

   El encuentro de Macri con varios periodistas al cumplirse cien dias de gobierno dejó una idea mas que aproximada sobre sus posibles elecciones ante las opciones que pretende marcar Carrio. Preguntado por ambos, defendió su amistad de 50 años con Caputo y la relación anudada con Angelici desde lo político y el trabajo conjunto en Boca. 

   Apostará el Gobierno al  "Todo pasa" grondoniano y seguir con Carrió en el Congreso,  Caputo en sus empresas y Angelici visitando Tribunales? Es una posibilidad, tratando de evitar daños en un momento que reconoce cómo el peor en materia social y económica. Sabe también, cómo contrapartida, que cualquier otra decisión traerá costos altos. De un lado o del otro. Carrió afuera significa un problema in crescendo y un deterioro del capital electoral  del oficialismo. Carrio adentro representa por el contrario un grado de fiscalización , denuncia y control  demasiado incómodo para los hombres mas cercanos al propio Presidente.