lunes, 21 de agosto de 2017
   
 
01/10/2015
     
En cadena

Intimación hoy de la Justicia al Gobierno porteño por la pauta publicitaria continuando con hechos que complican el tramo final de la campaña. Cambios de estrategia. Melconian. Desánimo.

 
    La información había trascendido ayer a la tarde en Tribunales y se concretó esta mañana: El Fiscal Federal Federico Delgado le pidió al Juez Martinez de Giorgi que se intime a la gestión de Mauricio Macri a dar explicaciones sobre la contratación presuntamente irregular de proveedores publicitarios así cómo también sobre la distribución de la pauta y la publicación de información oficial al respecto en la página Web de la ciudad.

    La intervención de la Justicia no llega en un buen momento. Hay un conjunto de circunstancias que complejizan la situación a tres semanas de las elecciones.  Algunas son palpables y concretas y otras no tanto, pero tienen también un peso indudable:

      
    a) La renuncia de Fernando Niembro apagó el incendio principal pero los focos no terminaron. El dato judicial de hoy es consecuencia de aquello y también alguna pregunta incómoda que sobre el mismo tema debió absorber el propio candidato esta semana en Tandil.

    b) No hay encuestas que lo especifiquen técnicamente, pero se ha instalado mucho los últimos diez dias que Cambiemos está congelado en su crecimiento y que Massa ha subido un par de puntos.  El Frente Renovador lo repite tanto que parece convincente. La que extrañamente habló de la cuestión fue Margarita Stolbizer "Me parece  que Masa subió unos puntos a costa de Macri y no voy a ser yo quién le quite el sueño de llegar al ballotage"

    c) Tanto optimismo declarativo terminó por generar un deseada confusión en derredor de Macri. Se empezó con una denuncia de Patricia Bullrich sobre un presunto acuerdo entre Scioli y Massa y se terminó peleando toda la semana con el tigrense.  

     d) El dato de la disputa contra los Renovadores es sugestiva. Hasta aquí  era siempre contra Scioli. Ahora se apunta contra Massa porque de verdad hay datos que revelan un acercamiento a Cambiemos en su intención de voto?

    Estos problemas de los últimos dias se suman a una grieta no saldada entre la conducción del PRO y sectores económicos, financieros y mediáticos que en su momento le reclamaron otro marco de alianzas. Se le pidió siempre un acuerdo amplio con  Sergio Massa. Macri  lo rechazó diciendo que luego de las PASO se convertía naturalmente en el  único referente de la oposición. Hasta aquí no ha sucedido. El Frente Renovador no ha licuado su capital político, la hegemonía de Cambiemos no se ha dado y el voto contrario a Scioli se sigue dividiendo en dos.

     Para el macrismo mas ortodoxo la dureza de algunos medios que creían cercanos  fue una sorpresa. Mas tarde interpretaron que obedece a aquellas viejas diferencias sobre cómo enfrentar al kirchnerismo. Ayer nomás volvieron a ser cuestionados con ácidez por aquél purismo anterior y este pragmatismo de hoy que lo lleva al candidato a una foto con Moyano.  Porqué ahora sí y no antes? Que suma como estrategia el jefe camionero?

    El estancamiento en las encuestas y el crecimiento del vecino genera dudas y reproches.  También contramarchas. El paso a un costado de Carlos Melconian obedece a la necesidad de mostrar caras menos ortodoxas? Ayer, en un encuentro de FIEL, dijo: " No entiendo eso de cambiar lo malo y dejar lo bueno. Este Gobierno no hizo nada bien."  Sirve ese discurso cuando Lavagna y Bein dicen lo contrario? Suma o resta?

     Otro detalle de la búsqueda de soluciones mas creativas es la ampliación de las fuentes de consulta: Menos Durán Barba y mas de otros actores que hasta aqui no fueron ni arte ni parte en la elaboración del discurso amarillo. La que sigue midiendo bien en la Provincia de Buenos Aires es María Eugenia Vidal. Tanto que se lo vera a Macri fortalecer el tandem con ella para intentar crecer mas arriba del 30 % que marcaron las PASO.

     Mas allá del eventual crecimiento de Massa, tampoco el FPV tiene ningún camino allanado. En su campamento hay menos reproches y sobresaltos pero tampoco nadie puede mostrar ninguna certeza de victoria en primera vuelta. Este dato alimenta en el PRO la continuidad de la pelea, pero esta presente un natural desaliento ante la coyuntura: "Mirás los diarios y pareciera que el Círculo Rojo, Francisco, CFK y  los gremios quisieran que gane Scioli:"