viernes, 03 de abril de 2020
   
 
10/07/2014
     
Topadora Granados

Sigue el avance del Ministro de Seguridad. Antes los intendentes y ahora Mariotto, todos se suman al nuevo esquema de las policías municipales. Atrás quedaron los reclamos de diputados y senadores.

 
    Cuando Daniel Scioli decidió avanzar por decreto en las Policías comunales no parecía que el camino iba a resultar tan expedito. En ese momento aparecieron críticas del Vicegobernador, de Nuevo Encuentro y del propio kirchnerismo. Sin embargo el Ejecutio ha avanzado considerablemente en diez dias y los reclamos hoy casi no se escuchan.


      El primer paso fue convocar a  los intendentes y allí mayoritariamente hubo consenso para esta nueva fuerza de seguridad. Es mas, dos jefes comunales que no son precisamente sciolistas, cómo Pablo Bruera de La Plata y Jorge Ferraresi, de Avellaneda, fueron los primeros en solicitar para sus municipios la prestación de este nuevo cuerpo todavia en formación.


     También con los dias se amortiguaron las críticas de Marcelo Saín, sabatellista y  el propio "Chino" Navarro tampoco amplificó sus diferencias.  Hoy en tanto se sumó al Consejo de Seguridad Provincial el propio Gabriel Mariotto, que tras el fracaso del Senado en aprobar la ley dijo que había trabajado para sus sanción solo por disciplina partidaria y no porque estuviese convencido de su utilidad. Hoy, en su condición de Gobernador a cargo, trabajó a la par de Granados en el diálogo con otros diputados y senadores.

   Conclusión: lo que hace poco se vivía como un gran fracaso por la imposibilidad de aprobar la ley en la Cámara Alta provincial hoy fue revertido con mucha rapidez por el Ejecutivo y apuestan a que en el primer trimestre del año que viene esté funcionando la Policía Comunal que quería Granados, no la que imaginó el kirchnerismo y sus aliados con atribucines y roles mucho mas acotados,