martes, 28 de septiembre de 2021
   
 
12/9/2021
     
Ganadores

Durísima derrota del Gobierno Nacional en todo el pais. Perdió en la provincia de Buenos Aires cuándo hasta las 20 se imaginó ganando por cuatro o cinco puntos y a eso se le suman derrotas más previsibles en Córdoba, Santa Fe y Mendoza. Sin embargo también perdió en el Chaco, La Pampa, Entre Ríos, Santa Cruz, Chubut y San Luis. Mauricio Macri perdió dos veces con los candidatos que apoyó en Córdoba (Negri) y Santa Fe (Angelini). Elección no prevista por nadie de Facundo Manes, que apareció muy temprano con un discurso dónde no era previsible la derrota del oficialismo. Cristina Fernández de Kirchner apoyó a Lewandowski en la interna contra Agustín Rossi pero al perder frente a Juntos por el Cambio queda hoy en posición muy incómoda su candidata María de los Angeles Sacnum. Los resultados del domingo a la noche no modifican nada en Diputados y Senadores pero el oficialismo deberá convivir en el Congreso con una oposición empoderada y cualquier acuerdo será mucho más trabajoso. Las victorias de Vidal y Diego Santilli (inesperada, sorpresiva) fortalecen notoriamente el liderazgo de Horacio Rodriguez Larreta. Importante crecimiento -bien anticipado por las encuestas- de la opción Milei en Capital y la izquierda en provincia de Buenos Aires. Otro pobre resultado para Florencio Randazzo. Multiplicación de problemas para Alberto Fernández y el Frente de Todos. El margen de recuperación del oficialismo.

  El oficialismo sabía que muchos distritos venían complicados pero SIEMPRE se imaginó ganando por cuatro o cinco puntos en la provincia de Buenos Aires y cómo punto de partida era un dato tranquilizador. Perder frente a Diego Santilli y Facundo Manes es un GOLPAZO que lastima a todos: Alberto Fernández, CFK, Máximo Kirchner, Sergio Massa, Axel Kicillof, Victoria Tolosa Paz e intendentes. Del otro lado, tras la traumática mudanza de María Eugenia Vidal, perdiendo por poco estaban más que conformes. El traslado del Vice Jefe porteño siempre pareció un poco forzado y el intento radical de despegar con el médico neurólogo nunca pareció ser demasiado acompañado según las encuestas. El resultado del domingo dijo otra cosa y la buena elección de Manes (perdiendo la interna 6 a 4) fue decisiva para empujar a Juntos a una victoria que enmudece al hasta aquí todo poderosos FDT. Desde Trump en adelante, en América o Europa, los oficialismo fueron mayoritariamente castigados en elecciones presidenciales o de medio término. En Olivos imaginaban hasta ayer a la tarde poder escapar de ese complicado presagio.

  Perder Buenos Aires es un mazazo. Pero  deben sumarse  derrotas casi desconocidas en el universo electoral argentino de los últimos años. Era previsible en Santa Fe, Córdoba y Mendoza. Pero esta vez también ocurrió en Entre Ríos, La Pampa, Santa Cruz, Chaco, Chubut y San Luis. Apenas pudieron evitar la ola amarilla en Tucumán, Santiago del Estero, Formosa, Santiago del Estero y San Juan

 No hay una sóla causa que explique la noche negra del oficialismo. Había una gran apuesta a la política sanitarila. Se elogió el acuerdo con la oposición para postergar la elección por un mes y se mentó cómo un logro clave el alto nivel de vacunados. Esta claro que no alcanzó. Influyó la foto? Seguramente si. Pero escencialmente lo que hay es malestar y disconformidad  por una situación agobiante para millones de personas. Los auxilios oficiales fueron  para trabajadores registrados, pero  el nivel de informalidad es enorme. Este sector recibió muy poco o nada en el marco de una crisis que  lleva largos años y  además 18 mese de pandemia. Los propios números oficiales indican que más de 80.000 trabajadores de la construcción perdieron su relación laboral  y en  gastronomía y turismo la cifra llega a 200.000. 

  Hace dos años el macrismo padeció una derrota todavía mas dura en las PASO y luego intentó una recuperación con resultados interesantes que en octubre redujeron diferencias importantes entre los dos candidatos. Seguramente el oficialismo intentará ahora algo parecido. Un camino es ete anuncio de cambiar planes sociales por trabajo a través de este mix dónde el Estado paga la mitad del salario y el sector privado se hace cargo de la otra parte. Escencialmente para obras de cloacas y desagues. Alcanzará? El tiempo que queda no es mucho y además está en el medio el tratamiento del presupuesto. Cómo tramitará el FDT la derrota? Difícil saberlo. Lo que está claro es que no hay ganadores. Alberto Fernández es el más expuesto pero perdieron todos.

   Horacio Rodriguez Larreta es el gran ganador del domingo. No sólo por los triunfos de Vidal y Santilli sino también por el notorio opacamiento de Patricia Bullrich y el propio Mauricio Macri. Hasta aqui siempre se mostró cómo un gran dialoguista y a partir de ahora es más importante que antes en la articulación dentro del Congreso con el Frente de Todos.