miércoles, 21 de abril de 2021
   
 
14/12/2020
     
A PASO firme

El oficialista tucumano Pablo Yedlin presentó el viernes un proyecto pidiendo la suspensión de las Primarias Abiertas, Simultáneas y Obligatorias del año que viene pero todo indica que la idea ha naufragado este lunes. Nunca contó con el aval del titular del Bloque y otros dos integrantes de la Comisión de Asuntos Constitucionales ya indicaron que no conocen el proyecto y que no hay tiempo para tratarlo. El origen de las diferencias. Apoyo de algunos radicales.

    Generalmente los oficialistas de todos los sectores  recelan de las elecciones internas.  Quien ejerce el poder prefiere siempre tener la última palabra en la confección de una lista  que alguna sorpresa ingrata derivada del paso por algún cuarto oscuro. Montados en esta idea varios gobernadores PJ le propusieron hace bastante tiempo al Presidente la idea y la respuesta fue que se podía avanzar en la medida que se lograra el mayor consenso posible. El Gobierno nunca pareció estar demasiado distante del proyecto: más allá del ahorro que significa una elección menos y de una recomendacion sanitaria que no parecería estar demasiado vigene en agosto del año que viene, el Ejecutivo miraba la opción cómo muy favorable en términos de calendario: en términos económicos la recuperación es a paso muy lento y es más factible que haya algún resultado más concreto en octubre que en agosto. Este detalle era el que mas entusiasmaba.

   Los Gobernadores de Chaco, La Rioja y Tucumán eran los más entusiasmados con la idea  y cuándo el Presidente preguntó por la oposición indicaron que Corrientes y Jujuy apoyaban la iniciativa. Señalaron también que el propio Kicillof estaba entre los impulsores pero durante el fin de semana desde La Plata relativizaron mucho esa posible cercanía. El envión inicial alcanzó para presentar el proyecto el viernes a última hora pero a partir de allí, por varias cuestiones, se fue desinflando:

                                                                                                  --- Varios mandatarios provinciales que presuntamente acompañaban no se terminaron sumando.
    
                                                                                                   --- Dos integrantes de la Comisión de Asuntos Constitucionales cómo Hernán Pérez Araujo( FDT La Pampa) y Martín Soria (FDT Río Negro) dijeron esta tarde desconocer el proyecto, que no está previsto para extraordinarias y por lo tanto no hay casi tiempo material para su debate en Comisión y tratamiento en el recinto.

                                                                                                     --- Muchos de los diputados que hoy ocupan alguna banca llegaron a ese lugar a partir de las PASO y no están dispuesto a renegar del instrumento.

                                                                                                      --- Máximo Kirchner nunca estuvo de acuerdo. Es el jefe de La Cámpora y las Primarias fueron la mejor herramienta de la organización para  el crecimiento de dirigentes cómo Mayra Mendoza en Quilmes, Fernanda Raverta en Mar del Plata y varios otros lugares del país.

  Conclusión: En términos de política electoral al Gobierno le interesó explorar la idea de la suspensión. Con el argumeno de los costos y la pandemia, se reservaba la lapicera, evitaba atomizaciones, tenía tiempo hasta octubre para ver si se concreta el crecimiento de la economía y podía generarle un problema a  la oposición: sin PASO y sin jefaturas claras organizar el espacio entre las tres fuerzas resulta mucho más complicado. No será así. Por falta de un consenso mayor, de miradas muy diversas entre algunos mandatarios provinciales y Máximo Kirchner y por tiempos muy apretados, no hay a la vista  suspensión posible.