jueves, 04 de junio de 2020
   
 
07/05/2020
     
La falla

Errores técnicos en el ensayo virtual de ayer motivaron la suspensión de la sesión prevista para esta tarde. Se concretará el sábado si durante hoy y mañana pueden solucionar los problemas aparecidos particularmente en el momento de la votación. Había 247 diputados presentes y mas de 40 no pudieron hacerlo debido a problemas de conexión. Cuarto intermedio para la apuesta oficialista de reanudar la actividad parlamentaria con encuentros mixtos, jefes de bloque de manera presencial y los demás desde sus domicilios particulares.

 En la historia argentina está claro que no hay antecedentes de ningún tipo en materia de sesiones virtuales. En el mundo muy pocos casos y recientes, todos cómo consecuencia del COVID 19. Los ensayos en Diputados habían funcionado muy bien pero nunca fue necesario el requisito  impostergable y escencial de cualquier sesión oficial: Que los diputados presentes puedan votar el proyecto puesto a consideración . Los encuentros, más de 10, fueron todos de distintos ministros del Ejecutivo con las respectivas comisiones. Pasaron Ginés González García. Daniel Arroyo, Felipe Solá, Mario Meoni, Gabriel Katopodis, Sabina Frederic y hoy está convocado Matias Lammens. En estos casos las comuniciaciones eran generalmente por skype o con un sistema propio que la Cámara empezaba a probar pero nunca los convocados eran mas de 30 y tampoco se votaba nada.

  Ayer era una jornada de ensayo y además se aprovechó para convocar a Elizabeth Gómez Alcorta, Ministra de la Mujer, que estuvo explicando para los diputados lo que significa aplicar politicas de género en la Administración Pública. Lo que antes se hizo con el Ejecutivo ahora se replicó en el Congreso con mucha solidez por parte de la ex abogada de Milagro Sala. En el recinto presidió Sergio Massa y estuvieron de manera presencial titulares de bloque cómo  Máximo Kirchner, Christian Ritondo, Mario Negri, los lavagnistas Bucca y Rodriguez, el mendocino Ramón y representantes de la Capital Federal cómo Eduardo Valdés. La ministra respondió preguntas formuladas desde todos los bloques y  el resultado, mas allá de algunas breves interrupciones, fue aceptable. El problema surgió en el momento de la votación, instancia clave y donde ya sabían que podía haber problemas por  saturación del sistema. En tiempos de pandemia las conferencias múltiples por Zoom, Skype u otros soportes se han vuelto corrientes y  sirven para la concreción de programas de radio, TV o reuniones laborales. El tema  es que los participantes de la sesión de ayer eran casi 300 y el logueo conjunto de esta cantidad no es tan común y tan sencillo. Menos todavía si no puede haber cortes de ningún tipo en el momento de la votación porque invalida o complicar la sanción de la ley que se está votando.

   En la sesión de ayer hubo entre presenciales y on line 247 presentes, faltaban 10. Al momento de votar manifestaron problemas mas de 40 y por rápidamente se tomó la decisión de no reunirse hoy de manera oficial como estaba previsto y pasar la sesión para el sábado tratado de solucionar las cuestiones técnicas en estas 48 horas. Tiempo de expectativas y ansiedades en el oficialismo, particularmente en Sergio Massa que apostó mucho a estas sesiones virtuales cómo el camino mas simple para reanudar la actividad parlamentaria en tiempos de cuarentena.