lunes, 18 de noviembre de 2019
   
 
25/09/2019
     
Divididos

La derrota oficial en las PASO del 11 de agosto terminó también con la conducción centralizada de la campaña por parte de Marcos Peña y Durán Barba. Hoy Elisa Carrió recorre el país por su cuenta y con sus candidatos, Pichetto opina y reclama sobre los estilos de comunicación, Vidal recién volvió a mostrarse junto al Presidente después de 45 dias y cada intendente amarillo juega su propio "sálvese quién pueda".

 " Diez dias antes de las elecciones del 11 de agosto Peña nos reunió en San Telmo y nos dijo que ganábamos o perdíamos por un punto. Que sabía que la situación social era complicada pero  el rechazo a Cristina seguía siendo muy fuerte y eso era decisivo al momento de votar. Ahora insisten con lo mismo, con el tema de los valores, pero yo soy de un pueblo chico, nos conocemos todos y con el precio de los alimentos, las tarifas y el dólar hacer campaña es muy complicado"

  A fuerza de resultados el alineamiento con el Jefe de Gabinete era absoluto. Ese esquema hoy está terminado y resulta difícil unificar la estrategia de campaña.  Ahora se ha optado por los actos a la vieja usanza y el coordinador es Hernán Lombardi, apelando a su expertise de militante radical de los ochenta y organizador mas tarde de eventos culturales masivos. Hay mucha expectativa por el primero -sábado venidero en Barrancas de Belgrano - y mas dudas sobre el lugar y poder de convocatoria de los restantes. La absoluta confianza en las redes, los mensajes por whats - up y los "mapas de calor" es parte de un pasado que no vuelve. Miguel Pichetto es  otro dato de la realidad en el debatido presente oficialista. No tiene obediencia debida con nadie y el lunes cuestionó públicamente pero con reservas el estilo y el mensaje de los primeros spots oficiales: "Hay que decir que vamos a hacer, hay que explicar, así no se entiende demasiado"

  El mejor dato que pudo mostrar el oficialismo en  los últimos dias es el acto compartido esta mañana por el Presidente y María Eugenia Vidal en la inauguración del Metrobus de Florencio Varela. Hacía mas de un largo mes que no aparecían juntos. Las diferencias son claras y hace rato que sobrepasan los límites de La Plata. La Gobernadora, sin embargo,  trató siempre de preservar el vínculo personal entre ambos y por allí pasa esta cercanía de hoy, que se repetirá con algún otro acto compartido en la provincia,. posiblemente en Junín.

  Elisa Carrió, abanderada del optimismo mas explícito, dice que no se pelea con Marcos Peña pero maltrató  e ignora a Durán Barba. No es parte de ninguna campaña oficial pero si recorre de manera constante el  centro y  norte del país donde milita particularmente los candidatos de la Coalición Civica.

  Los intendentes oficialistas del Conurbano que perdideron en las PASO ( Quilmes, Morón, Lanús, 3 de Febrero, Pilar) apelan ahora al respaldo personal a su propia gestión  y en mayor o menor medida todos apuestan a un corte de boleta que claramente puede complicar a la Gobernadora, el Presidente o ambos.












Civica.