jueves, 20 de septiembre de 2018
   
 
10/09/2018
     
En riesgo

El miércoles la oposición convoca en Diputados a una sesión especial donde intentará rechazar la rebaja a las asignaciones familiares en la Patagonia y el NOA. Para el gobierno los problemas son mas políticos que parlamentarios. Una nueva derrota legislativa del oficialismo nunca es un buen dato. Condicionamientos a la búsqueda de diálogo del Gobierno por el presupuesto.

    
    Hace poco mas de un mes, en el marco del ajuste solicitado por el fallido primer acuerdo con el FMI, el Gobierno suprimió por decreto las asignaciones familiares especiales que se pagaban en las provincias de la Patagonia y algunas del NOA. El monto suprimido alcanza a los 3000 millones de pesos.  Pasado mañana gran parte de la oposición intentará derogar esa decisión, que parlamentariamente no le significará un problema al oficialismo pero si en términos políticos y en función también de la compleja negociación  ya en marcha por el Presupuesto del año que viene.

    La convocatoria es impulsada por el Frente Renovador de Massa, el kirchnerismo, el Movimiento Evita, partidos de izquierda, Diego Bossio y habrá que ver cuántos del Peronismo Federal. Hoy es muy posible que la oposición pueda reunir  número para habilitar la sesión, pero para avanzar con la derogación  necesita una mayoría especial de la que hoy carece. Con 129 diputados presentes las autoridades de la Cámara deben habilitar la sesión especial pero es imposible juntar los dos tercios que requiere un proyecto tratado sin despacho de comisión.

   Los datos políticos de la situación son los siguientes:

                                                                                                   a) Cómo en otras oportunidades, nunca es bueno para el oficialismo que la oposición demuestre seguido que puede habilitar el funcionamiento de la Cámara mas allá de los intereses del Ejecutivo.

                                                                                                    b) La comunión de intereses de sectores muy diversos que van desde el kirchnerismo a Graciela Camaño o Diego Bossio a la izquierda.

                                                                                                     c) El rol protagónicoi del Frente Renovador  en un momento donde el Gobierno dejaba trascender la posibilidad de un nuevo encuentro de Macri y Massa, urgido por la necesidad de apoyo para el Presupuesto.

                                                                                                     d) Ningún legislador oficialista se sentará a dar quórum? Se supone que no, pero el malestar de diputados radicales y del PRO es notorio y público desde la implementación de la medida, que fue suspendida transitoriamente el mes pasado por el enfático reclamo a Dujovne de los propios diputados de Cambiemos.

    El otro costado a atender por el Gobierno  es lo que sucede  con Gobernadores cercanos cómo Alberto Weretilnek. El rionegrino integra el sector dialoguista de los mandatarios pero esta mañana rechazó con firmeza el decreto y también planteó su discusión cuando se debatan los números del presupuesto.

    La reducción de las asignaciones familiares en la Patagonia genera un rechazo generalizado porque cualquier evaluación sobre costo de vida indica que en esta zona es un 25 % superior al resto del pais Y otro tema sensible: En  la región  hay mucho empleo estatal y en FFAA  donde los aumentos han estado muy lejos de la inflación y el recorte en asignaciones agrava la situación de manera mas notoria.